Uncategorized

ORTO K. Lentes que corrigen la visión mientras duermes

Orto-K. Vive tu vida sin gafas, ni lentes de contacto ¡¡SIN CIRUGÍA!! Mientras duermes

Las lentillas Orto-k es un tratamiento que corrige la visión para tener una visión perfecta sin tener que utilizar gafas o lentillas, y lo más importante sin cirugía. 

Es un tratamiento reversible y seguro. 

Estas lentillas se usan sólo mientras duermes sin tener ninguna molestia o sensación diferente a una lente convencional y cuando nos la quitamos al despertar tenemos una visión completamente nítida durante todo el día. Su efecto dura todo el día y va desapareciendo paulatinamente hasta que el ojo vuelve a su estado original en unos días. ¡Siente la libertad de visión!

Las lentes Orto-k corrigen miopía, hipermetropía y astigmatismo. Cada lente tiene una curvatura interior especial a medida para cada paciente. Como es un tratamiento reversible en cuanto no se pone la lentilla Orto-K por las noches, la curvatura del ojo vuelve a la normalidad.

Un tratamiento para todos, niños y adultos.

Las lentes Orto K pueden  corregir la miopía (0,5 a 7 dioptrías), la hipermetropía (0,5 a 4 dioptrías), el astigmatismo (0,5 a -5 dioptrías) y la presbicia. Y también combinaciones de estos defectos (miopía+astigmatismo, hipermetropía+astigmatismo, miopía+presbicia, etc). Orto-K es idóneo para adultos de cualquier edad y para niños, que pueden usarlo desde los 6 años de edad.

Este tratamiento es especialmente interesante para niños y adolescentes entre 7 y 27 años como método clave para la prevención de la miopía. En esta franja de edad es la etapa donde se desarrolla la miopía. Las Orto-K, son lentes a medida que se usan mientras duermen y se puede llegar a frenar y que no aumente, y así llegar a la edad adulta con menos dioptrías y que no derive en una “miopía magna” (por encima de 6 dioptrías) no solo por sus efectos sino por las consecuencias potenciales de su aumento. La “miopía magna” es la principal causa de ceguera en España según la ONCE. Por eso es importantísimo prevenir que la miopía de nuestros hijos aumente.

Niños y Orto-K

Cualquier niño miope puede usar gafas o lentillas convencionales, pero la cirugía no es posible hasta los 18 a 20 años de edad. Sin embargo, el uso de gafas como lentillas son problemáticos para los niños ya que, los accidentes, roturas y pérdidas son habituales, además del problema estético en el caso de las gafas. También las lentillas requieren de una disciplina en su uso e higiene que a veces los niños no están preparados para desarrollar esos hábitos. El uso de Orto K, al hacerse mientras duermen los padres  pueden supervisar su uso e integrarse fácilmente en la rutina familiar. Otros métodos para frenar la miopía en niños

Orto-K y deporte

El uso de gafas o lentillas es incómodo a la hora de practicar la mayoría de deportes, además del posible riesgo de accidente con el uso de las mismas. El uso de lentes Orto – K es el único tratamiento que permite a deportistas de todas las edades practicar deporte con total libertad y comodidad sin necesidad de cirugía u otro método correctivo.

Orto-K y profesionales

El tratamiento de Orto-K es de gran utilidad e interés en pacientes que, por cualquier requerimiento profesional (como Policías, Guardias Civiles, Bomberos…), necesitan tener un determinado valor de agudeza visual mínimo sin ningún tipo de compensación refractiva.

Ventajas de las Orto-K

Ventajas de las lentes OrtoK

El tratamiento Orto-K tiene muchas ventajas frente a otros métodos correctivos como gafas, lentes de contacto o cirugías láser y son las siguientes:

. LIBERTAD: Orto-K es el único tratamiento que permite una visión perfecta sin gafas o lentillas. Ideales para personas que practican deportes o que no quieren o pueden operarse y necesitan libertad de movimientos.

. COMODIDAD: Se usan mientras duermes. Se disfruta de una buena visión durante todo el día sin necesidad de tener que llevar nada sobre los ojos (ni gafas ni lentes de contacto) y sin tener que haberse sometido a una cirugía refractiva. Además, es un tratamiento que permite a aquellos pacientes con déficit de lágrima o intolerantes a las lentes de contacto blandas, poder renunciar a utilizar gafas o decantarse por la corrección con cirugía refractiva.

. REVERSIBLE: El efecto del tratamiento es reversible, al dejar de usarse el ojo vuelve a su estado normal.

. PREVENCIÓN: La gran ventaja de Orto K es ser uno de los pocos métodos que frena el crecimiento de la miopía en niños y adolescentes.

. SEGURIDAD: Orto K es un tratamiento muy  seguro. Sus contraindicaciones son las mismas que las que pueda tener una lentilla convencional. Simplemente es necesario seguir las indicaciones del especialista en cuanto a uso e higiene. Muchas personas no conocen aún Orto K, sin embargo, no se trata de ningún tratamiento nuevo ni experimental. Orto K se practica con éxito desde hace más dos décadas. La seguridad del método Orto K: manual de uso y posibles contraindicaciones

¿Cómo funciona?

1. Ponte las lentes antes de acostarte.

2. Por la noche… ¡A dormir!

3. Al despertarte, quítate las lentes y disfruta de una buena visión.

4. Disfruta del día! Sin gafas ni lentes de contacto.

Control y seguimiento de un profesional

Para la adaptación de las lentes el paciente debe acudir en primer lugar a la clínica para que nuestros especialistas le hagan un examen. También determinarán qué lentes son las más apropiadas para él y le enseñarán el manejo básico de las lentes. Una vez preparado el diseño de lentes a su medida, para supervisar que se adaptan perfectamente, será necesaria una revisión tras la primera noche de uso, otra tras la primera semana y, por último, una a las 3 semanas.